En guerrero desaparecen hasta los hornos - 7 de Febrero de 2015 - Proceso - Noticias - VLEX 556109071

En guerrero desaparecen hasta los hornos

Autor:Marcela Turati
 
EXTRACTO GRATUITO

IGUALA, GRO.- La búsqueda de algún lugar donde hubieran podido hacer desaparecer a los 43 normalistas de Ayotzinapa ha desatado todo tipo de rumores: algunos dicen que los incineraron en instalaciones militares; otros ubican el hecho en alguna sede del Servicio Médico Forense (Semefo); unos más apuntan a los crematorios de empresas privadas.

En esta ciudad guerrerense hay dos funerarias con hornos crematorios: una es El Ángel, que comparte piso con el Semefo local; la otra es Funerales Gutiérrez, el negocio funerario más antiguo y grande de la ciudad, ubicado a una cuadra del 27 Batallón de Infantería.

Los trabajadores de ambos negocios niegan que ahí se hubiera cometido esa barbarie de la cual algunos rumores los acusan.

Un empleado de El Ángel admite que, aunque comparten piso con el Semefo, sus instalaciones no tienen capacidad para incinerar más de cinco cuerpos al mes, a menos que soliciten constantemente recargas de gas.

De botepronto, el empleado saca cuentas y dice que por cada cinco cuerpos hay que pedir un resurtido del tanque de 200 kilos de gas, a un costo de mil 500 pesos.

"Cada cinco cuerpos tenemos que pedir una recarga, no da para más. Pero en esta ciudad la gente no acostumbra ese servicio", dice el joven de bata blanca.

La empresa -cuyo encargado es Rodolfo Rueda Masón- anuncia que da servicio día y noche. Está en el kilómetro 130 de la carretera federal Iguala-Chilpancingo, a corta distancia de las gaseras que surten a la ciudad: Lama Gas y Soni Gas. Los empleados consultados no notaron un consumo distinto de ese combustible al de meses anteriores y dijeron desconocer si en la zona militar hay crematorios.

En Funerales Gutiérrez, en la esquina de la carretera nacional México-Acapulco con Periférico, a una larga cuadra -de casi un kilómetro- de las instalaciones del 27 Batallón de Infantería, la encargada, Hil-da, afirma que se pueden incinerar tantos cuerpos como sea, pues es cuestión de alimentar el horno constantemente con gas. Sin embargo menciona que en algunas épocas nadie usa el servicio crematorio.

Al preguntarle si sabe algo del destino de los estudiantes desaparecidos, explica el procedimiento para realizar una cremación.

"Sólo damos el servicio cuando el familiar tiene acta de defunción y certificado médico; entonces yo hago el servicio. Pero nunca sin papeles o si no me lo autoriza un familiar", dice vía telefónica.

La publicidad de Funerales Gutiérrez indica que proporciona servicio las 24 horas del día...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA