Conferencia Dictada Por El Magistrado José Alejandro Luna Ramos - 28 de Marzo de 2014 - NOTIMEX - Noticias - VLEX 501501642

Conferencia Dictada Por El Magistrado José Alejandro Luna Ramos

 
EXTRACTO GRATUITO

Distinguidas señoras y señores, muy buenas tardes.

Nuevamente, agradezco su presencia en este encuentro y espero que todas las participaciones que se han presentado hayan sido del mayor provecho para ustedes y la función que desempeñan.

El concepto de Estado Democrático de Derecho goza de gran poder valorativo y resulta uno de los criterios centrales de nuestros días para determinar el adecuado o incorrecto funcionamiento estatal.

Es decir, calificar a un Estado con el carácter de democrático implica asignarle un valor positivo a la vida institucional y otorga legitimación a las autoridades por la forma en que realizan sus tareas.

En este sentido, la explicación de cómo ha evolucionado el concepto del Estado de Derecho hacia uno de carácter constitucional y democrático podemos enfocarla en dos aspectos:

  1. En primer lugar, porque la acción estatal pasó de un estricto apego a la legalidad, por el que no importaba el contenido de las normas sino su cumplimiento, a una actuación dirigida hacia las personas, en la cual debe escogerse la norma que más les beneficie.

La clara muestra de que en México se ha evolucionado a un régimen democrático la encontramos en la reforma constitucional de 2011, en materia de derechos humanos, por la cual quedó expresamente señalado que todas las autoridades tenemos la obligación de promover, respetar, proteger y garantizar los derechos humanos a través del desempeño de nuestro encargo.

b)Y en segundo término, por una nueva distribución del poder, en la que el poder ya no se divide de manera tajante en tres ramas: la Ejecutiva, la Legislativa y la Judicial, sino que se distribuye de manera eficiente entre varios órganos, pensemos por ejemplo en los órganos constitucionales autónomos. Pero además porque se establece un variado sistema de controles entre ellos, que también se extiende a la ciudadanía, como sucede con los mecanismos de democracia semidirecta.

Es en este rubro donde podemos preguntarnos ¿es la transparencia condición para un Estado democrático de derecho?

Una vez que quedaron resueltas las reglas de la competencia y la distribución del poder, de inmediato se asomaron otros dilemas, ligados a la calidad de la democracia y a sus condiciones de sustentación.

Señalaba Guillermo O´Donell, destacado politólogo argentino, que: "la apertura de la información oficial es un hecho inequívoco que muestra y demuestra de manera auténtica la cualidad democrática de un Estado"

Pues si pensamos que un régimen constitucional tiende a estructurarse para garantizar que las autoridades realicen sus actividades en beneficio de la comunidad, tal y como lo establece el artículo 39 de nuestra Ley Fundamental y, por tanto, deberán omitir todo tipo de conducta que se desvíe de ese fin; la respuesta a nuestra pregunta es afirmativa: la transparencia permite vigilar que la actuación estatal no se desvíe de dicha dirección.

Si entendemos necesaria una garantía que permita a millones de mexicanas y mexicanos formarse una opinión, de manera que puedan participar en los asuntos públicos con pleno conocimiento de qué situación se vive en el país, de qué decisiones se han tomado desde las instituciones y quiénes las han tomado, así como qué otras opciones políticas existen y cuál ha sido su actitud o postura ante el gobierno, de nuevo tendremos que asentir: la transparencia en la esfera pública puede otorgar...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA