Y en Jalisco, Pemex emprende amagos expropiatorios - 6 de Septiembre de 2014 - Proceso - Noticias - VLEX 527692351

Y en Jalisco, Pemex emprende amagos expropiatorios

Autor:Jorge Covarrubias
 
EXTRACTO GRATUITO

DEGOLLADO, JAL.- Petróleos Mexicanos, antes paraestatal y recién designada empresa productiva del Estado, amenaza a los dueños de los predios aledaños a las tierras que adquirió en el kilómetro 1.5 de la carretera que va de este municipio a La Piedad, Michoacán, a fin de que le vendan sus terrenos por su valor catastral.

Pemex pretende construir allí la franja de amortiguamiento que necesita para poner en marcha la estación de rebombeo intermedia para el poliducto Salamanca-Guadalajara.

Por ejemplo, José Luis Bautista Valadez, propietario de la fábrica de cantera Las Cuatro Fuentes, que está justo en el límite de la construcción de la estación de Degollado, ha recibido advertencias de que podrían expropiarle su terreno si se resiste a venderlo.

El empresario llegó al lugar hace casi 16 años, mucho antes de que Pemex comprara el terreno para la estación, y ahora está preocupado porque la obra, lejos de beneficiar a los habitantes con más empleos, puede privarlos de los que tienen.

El canterero dice que la suya es la compañía más grande del ramo en Degollado y la que genera más empleos. En sus cuatro hectáreas trabajan 70 empleados: 50 de planta y 20 eventuales, todos oriundos del municipio. Comenta que 70% de su producción la exporta a Estados Unidos y el resto la distribuye en Guanajuato y Michoacán, así como en la Ciudad de México.

En marzo pasado, dos meses después de que se empezara a construir la estación, un abogado de Pemex le dijo a Bautista Valadez que la empresa necesitaba su terreno para destinarlo al "áreadeacolchonamien-to". Le advirtió que se le pagaría sólo el valor catastral, es decir, unos 100 pesos por metro cuadrado, aunque se trata de un predio con instalaciones productivas.

Bautista no recuerda el nombre del abogado, pero resume así lo que dijo: "Que me pagaba a precio de catastro, que mi empresa no le interesaba, que mi empresa para él era basura, eso me dio a entender".

El de José Luis Bautista Valadez se perfila como uno de los primeros casos que deberán resolverse bajo las nuevas leyes en materia energética que, según los legisladores, protegerán los derechos de los propietarios que ahora pudieran resultar afectados con los desarrollos de la industria del petróleo.

La Ley de Hidrocarburos establece que los dueños serán recompensados durante la ocupación de sus terrenos por Pemex, pero si no hay un acuerdo entre ambas partes el Estado puede ordenar que de todas formas se utilicen. La medida provocó el repudio de unas...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA