La Visión de Dios es una organización civil y tiene derecho a expresarse: expresidente de Amedi - Noticias - VLEX 797950325

La Visión de Dios es una organización civil y tiene derecho a expresarse: expresidente de Amedi

 
EXTRACTO GRATUITO
Foto EE: Archivo

Agustín Ramírez, abogado especializado en telecomunicaciones, radiodifusión y defensoría de audiencias, exhorta a discernir entre lo que es una organización con pensamiento religioso y una iglesia y plantea el porqué de reabrir el debate para que una asociación civil relacionada a alguna fe consiga una concesión de radio y/o televisión, siempre que no busque el adoctrinamiento y para no vulnerar a ese tipo de agrupaciones en sus libertades de expresión y pensamiento.

Ramírez fue el director jurídico del Instituto Mexicano de la Radio (Imer) varios años atrás y presidente de la Asociación Mexicana de Derecho a la Información (Amedi). Hoy es uno de los pilares de la maestría en gestión, derecho, regulación y competencia que oferta la Universidad Anáhuac sobre la industria de telecomunicaciones.

El también columnista en la revista Zócalo ha planteado la necesidad de reflexionar y debatir sobre la protección de la libertad de expresión, especialmente en el caso de las concesiones otorgadas a asociaciones que pueden tener relación con la fe.

—Hubo un revuelo acerca de que el regulador entregó una concesión a una organización religiosa, aun cuando este concesionario se acreditó como una asociación civil. Más allá de la polémica también generada por su domicilio no ubicado y por cuándo saldrá al aire, ¿estuvo correcta esa entrega de espectro?

—Lo que se ha conocido refleja que el regulador entregó esa concesión conforme lo establecido en la ley. Hubiera sido una decisión extralimitada por parte del IFT, si efectivamente hubiera llegado al grado de otorgar una concesión a una organización religiosa. En el IFT no son burdos en ese sentido. Y si allí hubiesen fallado, la sociedad, los medios, tendrían que reclamar también a otros órganos por qué no hicieron bien su trabajo; se me ocurren ahora Segob y SCT, porque esto no es una historia de un solo actor.

—Las balas se dirigen al Instituto Federal de Telecomunicaciones porque es quien entrega las concesiones, no quien registra las iglesias, y por eso se sostiene que se ha afectado el Estado laico con esta concesión otorgada.

—Este caso indica que debe plantearse un nuevo paradigma, uno distinto. Debe dejarse de lado la visión de que la laicidad implica forzosamente una separación entre las iglesias y el Estado, y para ello hay que ir al origen de esta...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA