Zapata cabalga en el olvido - 8 de Abril de 2019 - Metro - Noticias - VLEX 776354965

Zapata cabalga en el olvido

 
EXTRACTO GRATUITO

Chinameca.- Zapata vive, la lucha... sólo es memoria.

A 100 años de la muerte del Caudillo del Sur, quien acuda a los museos instalados en Anenecuilco, donde nació, y en Chinameca, donde murió, sólo encontrará puertas cerradas.

Aunque 2019 fue decretado por el Gobierno federal como el "Año del Caudillo del Sur, Emiliano Zapata Salazar", los monumentos en su honor están abandonados. Así, el 10 de abril, cuando se conmemora el centenario luctuoso, se perfila a pasar como una fecha más donde la lucha será memoria.

En Cuautla, Morelos, la Plaza Revolución del Sur, en la que se presume que están los restos del caudillo, luce descuidada, varias de las placas de vidrio en las que estaban grabados los nombres de los generales que conformaron el ejército zapatista ya no están y las fuentes que las adornaban no funcionan.

Pedro Ángel, empleado encargado del mantenimiento del lugar, explica que el sitio es frecuentado por vagabundos que, ya ebrios, se han caído sobre las placas.

En Anenecuilco, donde nació el General del Ejército Libertador del Sur, sólo se pueden observar los muros de adobe derruidos de la casa donde creció Zapata, sin que nadie ofrezca más información. El museo del lugar está cerrado y las personas que vigilan el sitio desconocen cuándo podría reabrir.

Mientras que, en la plaza principal del poblado, el zócalo -que sostiene una estatua de Zapata mirando arriba y a la izquierda- tiene varios mosaicos rotos. Los huecos fueron rellenados con yeso.

"Ahorita sólo así, porque ya no alcanzó el presupuesto", confiesa un empleado.

En Chinameca, la ex hacienda en la que Zapata fue asesinado en 1919, tras ser engañado por el general Jesús Guajardo, también está cerrada.

En 2011, el entonces Presidente Felipe Calderón inauguró el lugar convertido en el Museo del Agrarismo, que albergaba, entre otros objetos, la silla de montar que usaba el General y los pantalones que llevaba puestos el último día de su vida. Pero, el edificio resultó dañado en el sismo del 19 de septiembre de 2017, todo el acervo fue retirado y desde entonces está cerrado.

"Es el reflejo del olvido", considera Édgar Castro Zapata -bisnieto del también llamado Atila del Sur y quien apenas el miércoles pasado participó en la presentación de una estampilla postal, un boleto del Metro y un billete de la Lotería Nacional con la figura de Zapata-.

"Creo que hay que dignificar su lucha hacia los pueblos indígenas, pero también su memoria histórica, vemos la tumba en Cuautla...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA